La mitad del tiempo se la pasa resistiendo. La otra mitad indignándose.







martes, 10 de noviembre de 2015

Recomendación con tufo moral




Que todo está archiescrito, por activa y por pasiva, en papel y en disco duro, en muros y en pergaminos, es algo sobre lo que no cabe duda. Las recomendaciones morales son muy antiguas, aunque no sé si han servido para algo, porque el humano sigue tropezando en los mismos cantos. Si no quieres nunca hablar mal de alguien, mira primero quién eres tú es una versión suave y prudente que no sé por qué me recuerda a cierta máxima bíblica cargada de ira: ¿Por qué miras la paja que está en el ojo de tu hermano, y no echas de ver la viga que está en tu propio ojo? Todo está escrito y harto escrito. Haría falta que nos diéramos por aludidos y apartáramos las piedras del camino y, sobre todo, las vigas de los propios ojos, que están estropeando la vista, el paisaje y el país.




4 comentarios:

  1. Comenzar la crítica siempre por uno mismo, desde luego.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una práctica bastante ausente, pero que honra a quienes la tengan presente.

      Eliminar
  2. Ahhh conozco de donde está extraída esta foto ¡¡¡¡¡
    Siempre me ha gustado ese patio, tiene regusto del 1800 y está lleno de consejos baldosianos ¡¡
    salut

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Unos cuya lección moral se puede compartir y otros que barren para la casa de la santa madre, si mal no recuerdo.

      Eliminar