.

.


La mitad del tiempo se la pasa resistiendo. La otra mitad indignándose.








viernes, 13 de octubre de 2017

Apunte a un apoyo a la causa

















El que tenga oídos para oír lo que no sean palabras necias, ojos para mirar horizontes abiertos, narices para oler el desastre que puede venir, manos para tocar madera, gusto para no tragar sapos y sentido de orientación para razonar, que los aplique. Nigel Farage, personaje xenófobo, exlíder de un partido ultra, parlamentario europeo por UKIP, partidario del brexit duro y de vínculos con la ultraderecha europea se ofreció recientemente como apoyo a la causa secesionista del dislate. ¿Casualidad? Yo, de ser cruzado de la causa, me lo pensaría dos veces. Y saldría al quite a negar la intervención de la gente funesta. Pero ya se sabe que los cruzados admitían auxilios de cualquier parte si era para rescatar los Santos Lugares y consagrar así sus mitos. ¿O en este caso se trata más bien de aquellos otros cruzados sobre los que narraba Valle-Inclán? Claro que en el ruedo ibérico el que esté libre de responsabilidad que levante la mano. Ah ¿que no la levanta nadie? Yo tampoco, ya que me siento implicado en la historia del suelo que piso y del aire que respiro con los paisanos. Y no voy de buenista, como la moda del presente. Levantada, pues,  la sesión de este post.


http://cadenaser.com/ser/2017/10/03/internacional/1507027437_564085.html


5 comentarios:

  1. No sé, sospecho que esta torpe entrada da miedo a muchos o les parece exagerada a otros. ¿Será aquello de vade retro Satanás o simplemente que huele cada vez más a obvio todo? Ay del mapa europeo dentro de unos años y no tanto por los territorios, que acaso no hay grandes cambios, sino por el tono de los que dirijan los países. ¿O prefieren que los llame naciones? Somos tan incautos que en lugar de apostar por un proyecto supranacional y tratar de influir en él para beneficio de los ciudadanos quieren tocar a rebato las campanas nacionalistas que se recluyen en sus castillos. Pero ya se sabe que caciquismos y clientelismos siguen en vigor se llamen como se llamen los entes territoriales.

    ResponderEliminar
  2. Ni me parece torpe ni ofrece temor alguno. Tiene el sentido de la experiencia añeja! Jaaaj será que estamos "de puente"!! Ah y en el culo de Europa estaremos súper endeudados pero "y que bien nos lo pasamos eh! Siga vigente la fiesta, los teatritos y olé"
    Mas vale que calle porque cuando la vena cínica me invade puedo ofender sin intención a seres bienintencionados. Mejor echar el freno, total van a malinterpretar en cualquier caso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé por qué me da en pensar que da miedo pensar, saber y expresarse sobre el tema de Cataluña. Sobre todo a la gente progre y supuesta de izquierdas. Aun sabiendo que el tema es complejo y complicado, no se advierte claridad sobre los acontecimientos del pasado y sobre la dejación del presente en manos del nacionalismo. Siempre hay pistas y detalles preocupantes como el de ese señor de la foto apoyando oportunista una causa que teóricamente no tendría que ser la suya...¿o acaso sí tiene algo que ver?

      Eliminar
    2. Sabías que un diputado de la extrema dcha. Suiza piensa igual. Claro que Suiza es un paraíso fiscal y el dinero corre a raudales. El verdadero poder catalán sirviéndose de unos pobres peones tenía en mente convertir el lugar en otro paraíso fiscal con la excusa de la exclusión europea. Esa es la visión de futuro del capital.
      Por cierto sabrás que en Suiza la política se ejerce de forma voluntaria y a tiempo parcial sin emolumentos....claro que no me fio porque a saber cómo se interpretarán los gastos de representación. Además con la excusa del servicio militar masculino cada dos años hasta entrada la cuarentena "todios" tiene escopeta en su armario. .... pero allí hace frío, suelen ser aburridos y se dice que no tienen imaginación....por eso tantos se han comprado bungalows en nuestra costa.

      Eliminar
    3. Sobre Suiza siempre tengo sensaciones encontradas, imagina por qué. Pero si es verdad lo que dices, y hay que ser cauto al respecto, pues tampoco es descabellado del todo. Visto que la industrialización está de capa caída, que las deslocalizaciones se imponen y que las bases económicas andan en plan sálvense quien pueda pues todo puede ser posible, al menos en la mente de las clases pudientes que son los que cortan el bacalao en Cataluña, y seguirán cortando aun independientes de los dependientes de antes. Sobre Suiz sé poco y lo que te cuentan, pero si desconocemos cómo funcionan las instituciones españolas. sean centrales o autonómicas, ¿cómo va el pobre ciudadano de a pie saber de las suizas?

      Eliminar