La mitad del tiempo se la pasa resistiendo. La otra mitad indignándose. Karl Kraus.



martes, 18 de agosto de 2015

Dieciocho de agosto





Ay, los asesinos creyeron que al matar al poeta mataban a todos los poetas. Tal vez para asegurarse de ello acabaron con pastores, jornaleros, maestros, ferroviarios, mineros, albañiles, metalúrgicos, labradores, impresores, militares fieles...de los cuales también era carne y sangre la poesía. Ay, los asesinos.



2 comentarios:

  1. Una pregunta que me viene a la cabeza. Después de tantos años ¿ qué hemos aprendido ?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hemos aprendido que no aprendemos, Miquel. Así de amargo.

      Eliminar