.

.


La mitad del tiempo se la pasa resistiendo. La otra mitad indignándose.








domingo, 14 de septiembre de 2014






















...y que tanto los del PP como los del PSOE, más representantes de la oligarquía y otros estamentos, hayan ido a aplaudir el cadáver de ese personaje que se llamó Emilio Botín...vanidad de vanidades y ellos se ríen de nosotros...no, este país no es para gente sencilla, ni honrada, ni honesta, ni cumplidora, ni simplemente legal...luego se extrañan algunos de que haya un grito en la calle dirigido a los políticos de los dos partidos mayoritarios que dice la misma mierda son...lo malo es que se suele olvidar al poder de hecho que nutre a sus siervos...hay mucho atraso cultural todavía, mucha ignorancia, escaso nivel de cultura política y poca fe en nosotros mismos...no olvidemos que la materia orgánica se descompone en muerte y peor es que haya sido corrupta en vida...desmoralizador...la democracia está vaciada, la rapiña de los poderosos se impone y vamos hacia un nuevo modelo de feudalismo y la sensación de imbécil que uno tiene no es fácil de quitar



Cuadro no sé si atribuido a Quentin Massys


3 comentarios:

  1. Siento el tono desapacible, pero es que tengo la sensación de que todo lo que pasa es que pasa ya de castaño oscuro. El enigma es: ¿hasta qué punto aceptaremos esta situación?

    ResponderEliminar
  2. No puede ser bueno para el pueblo llano que nos gobiernen los banqueros. Los banqueros solo miran sus beneficios que son incompatibles con la clase trabajadora.
    Es muy significativo que, estando el difunto de cuerpo presente, la heredera celebrara una junta de accionistas para aceptar el cargo de presidenta.
    Las acciones habían bajado un 0´5%.
    Ahhh los banqueros...siempre ligados a la historia de España....de España...y de Catalunya...por supuesto.
    Salut

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este post es un tanto rabioso y de reacción repentina ante ciertas noticias leídas hoy mismo. Vienen tiempos oscuros, siniestros, infames. Se va a utilizar la mierda de los demás para ocultar la propia. El colectivo social puede intentar refugiarse metiendo la cabeza bajo el ala con la excusa de que todos son tal y cual, sin que las gentes den la cara, salvo excepciones honrosas. Los viejos estamentos, Miquel, algunos con nuevos nombres, son la línea continuada del pasado. Tú me dirás si el Estado pierde su papel, si las aportaciones de la ciudadanía al Estado y sus administraciones descentralizadas -también las catalanas sin y con independencia- pasan a engordar los negocios de todo tipo de empresa privadas, ya me dirás si no se estará abriendo un nuevo proceso de formación social que recuerda las viejas instituciones para las que hay que vivir al precio que ellas exijan...

      Un abrazo.

      Eliminar