.

.

La mitad del tiempo se la pasa resistiendo. La otra mitad indignándose.







sábado, 2 de marzo de 2013

Irmãos








Hoy la gente ha salido en masa a la calle en Portugal. 


Acordai
acordai
homens que dormis
a embalar a dor
dos silêncios vis
vinde no clamor
das almas viris
arrancar a flor
que dorme na raíz

Acordai
acordai
raios e tufões
que dormis no ar
e nas multidões
vinde incendiar
de astros e canções
as pedras do mar
o mundo e os corações

Acordai
acendei
de almas e de sóis
este mar sem cais
nem luz de faróis
e acordai depois
das lutas finais
os nossos heróis
que dormem nos covais
Acordai!




(Fernando Lopes Graça)




http://www.publico.pt/politica/noticia/ao-minuto-manifestacoes-2-de-marco-1586372#/0


10 comentarios:

  1. Por circunstancias he vivido y he tratado a muchos portugueses, incluido el navegar con ellos y compartir risas, comidas y olor a tierra.
    Son especiales, amables y con el gusto por charlar..., siempre, siempre, me han ayudado en situaciones complicadas.
    No puedo decir nada más que están en una situación terrible y sin embargo lo llevan mejor que nosotros, según ellos porque llevan muchos años.
    Aún recuerdo de niño, yendo a O Porto con mis padres, ver a la
    gente descalza por la carretera en invierno..
    Por cierto, por Madrid se ven carteles con la foto de una guillotina y con la leyenda: "sus cuellos huelen a guillotina"..(sin comentarios).

    un abrazo nómada.
    Tula

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, comparto tu opinión sobre la manera de ser y el acercamiento de estos hermanos. Ir a Portugal para mí es como ir a cualquier otra provincia española (entiéndaseme) Por su carácter, aproximación, apertura. Gente anciana me ha llevado a su casa en Lisboa simplemente por querer que participara algo de su humilde vida. Esa gente está acostumbrada mejor que nosotros a sus límites, porque siempre han vivido por debajo del nivel español. Por eso es ahora más el escarnio que sufren. Los ricos del capitalismo de la UE trata peor y desprecia a los más humildes, y eso no puede ser. Han visto en los países más desarrollados de la UE el éxito del tirón y la presión sobre los países del sur, con la connivencia y complicidad de las derechas respectivas. Pero se están pasando. Se aprovechan de la bondad y el sentido de paz de los pueblos y esto es el colmo. Que yo sepa esos países han protagonizado dos guerras mundiales en el siglo XX por su codicia y lucha por hegemonías. Las guerras y la paz la han levantado sobre los trabajadores, y esto que digo no es demagogia. ¿O alguien pensó que la lucha de clases y de intereses había desparecido?

      Porto me fascina, en su decadencia sus pobladores mantienen una dignidad que ya quisiéramos aquí.

      Brindemos por los irmaos.

      Eliminar
  2. Por lo que leo, són muchos los países que estamos mal, y da lo mismo si son del Norte, del Sur , del Este o del Oeste...Creo que todos lo sufrimos más o menos por el estilo y ello ha dado lugar a que surja una nueva especie ...¡La gente indignada! que cada dia tiene más adeptos, desgrciadamente...
    Feliz Domingo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, Roser, pero en algunos puntos de la rosa de los vientos están peor y mucho peor, pero en el Norte estar mal puede ser la excepción. Ya sabemos que los puntos cardinales no son solo geográficos sino geoeconómicos y geoestratégicos. Lo de la indignación...ahora está de moda la palabra, pero ha existido desde siempre. Cuando abrí el blog me pareció de mucha enjundia y fortaleza la cita de Karl Kraus y la adopté como referencia. Me identifica personalmente con ella.

      Feliz descanso, sí. Un abrazo.

      Eliminar
  3. Portugal alega o equívoco e acusa os tiranos invadindo as ruas.
    Admirables siempre los portugueses.

    Gracias por ese Acordai de Fernando Lopes Graça

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bonito escuchar el galego. No conozco las diferencias entre vuestra lengua y la de los portugueses, pero todo es riqueza. Es curioso observar y comparar las manifestaciones de españoles y portugueses, por ejemplo, con las de tunecinos o egipcios. En la escala de las miserias y de la hartura los africanos nos llevan carrera, y luego las tendencias por el poder de las políticas religiosas.

      El Acordai es una maravilla, me emocioné. Es el contrapunto y lo complementario al Grandola más reciente.

      Eliminar
  4. Ya no queda más que salir a la calle y dejar contancia del malestar contra tanto abuso y una situación que ni los portugueses, ni los españoles ni los griegos.. etc. etc. hemos buscado y que nos ha venido dada por esta clase política corrupta e incompetente.

    Estamos con el comentarista que nos precede,los portugueses son gente amable y trabajadora que solo desea vivir en paz.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que se está haciendo, lo de no callar y tomar la expresión pública por excelencia: la calle. Que la gente no traga con facilidad es un hecho, pero tampoco desea violencias (de momento) Los corruptos de la "clase" política (la política es algo más que la propia "clase" que se llama así y sobre todo que los oportunistas y corruptos, claro) que se centra principalmente en la derecha tradicional -hay que llamarlo así y si hay gente de los sociatas pringados también deberán ser nombrados, pero pienso que es una trayectoria histórica de los que siempre han detentado el poder en España- no deberían despreciar a la sociedad.

      Sigamos expectantes y comprometidos. Nos va el futuro. Un abrazo.

      Eliminar
  5. Tienen toda la razón, "El pueblo es el que manda" y el conformismo ante los abusos de los gobernantes designados por el pueblo no es una buena alternativa. Se puede y se debe echar del poder al gobierno que no representa a la nación, ardua tarea la de deshacerse de ciertas garrapatas, pero torres bien altas han caído y no se puede subestimar a la movilización ciudadana en masa. Creo que la multitudinaria protesta portuguesa no es tiempo perdido, hay que moverse para cambiar las cosas, es mejor opción que quedarse en el sofá quejándose y resignándose.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ana, pero pasa que ese lema es teórico, en Portugal y en todas partes. El mandato queda en declaración constitucional que se lo saltan los gobernantes y los poderes fácticos que hay detrás. El lema "El pueblo manda" debería pasar hoy por una mayor fiscalización política de los gobiernos, de los negocios que utilizan lo público, de la promoción del bien público, de avanzar en las conquistas colectivas y democráticas. Porque precisamente esta etapa histórica reside en lo contrario: en la privatización, en el empobrecimiento del pueblo, de la sociedad. Las constituciones están para modificarlas cuando no sirven y para hacerlas cumplir cuando están en vigencia.

      Yo tampoco creo que la respuesta de la calle sea ni baladí ni frustrante ni inútil. Y siempre quedará constancia. Ojo a las fuerzas oscuras, las que se mueven paralelamente en las sociedades. La más antigua y persistente: la Iglesia católica, siempre forzando a su correa de transmisión PP a hacer las cosas para sus beneficios lucrativos. O las empresas, tratando de que todo sea como sus aspiraciones de negocio desean (mira el salto anticonstitucional y de leyes concretas que va a venir con lo de el complejo de casinos de Madrid, preparaos)

      Eliminar